Lucha entre enfermedades = salimos ganando!

La Anemia falciforme se trata de una enfermedad de origen genético que afecta a la hemoglobina, la proteína encargada de transportar el oxigeno dentro de los glóbulos rojos. El nombre de la enfermedad proviene de la extraña forma que adoptan los glóbulos rojos de las personas afectadas, en lugar de ser circulares y gruesos (como si fuesen pastillas de menta), tienen forma ahusada y están aplastados.

Globulo rojo de anemia falciforme

A nivel genético, se trata de una mutación en el gen de la hemoglobina  que dará lugar a una proteína alterada, denominada hemoglobina S (HS) y por lo general resulta fatal; los individuos mueren casi siempre antes de llegar a la adolescencia. Las personas que sufren esta severa enfermedad son las que han recibido la mutación por parte de ambos progenitores, es decir, son homocigotos (HS-HS) para esa característica. Existen también muchas personas que sufren parcialmente de esta enfermedad puesto que son heterocigotos (HN-HS), ya que sólo uno de sus progenitores era portador de esta mutación. Una persona heterocigótica tiene menos hemoglobina por volumen de sangre que una normal y por lo tanto puede sufrir debilidad y anemia, lo cual deteriora su salud.

La Malaria por su parte es otra enfermedad, pero esta de carácter infeccioso, causada por parásitos del género Plasmodium.Los vectores de esta enfermedad son diversas especies del género. Tan sólo las hembras de los mosquitos transmiten la enfermedad. Estos parásitos, después de pasar por el hígado infectan los glóbulos rojos, donde se reproducen, reventándole y liberando mas parásitos al torrente circulatorio.

Mosquito trasmisor de la malaria.

La relación epidemiológia entre estas dos enfermedades ya fue establecida allá por 1954. Las personas heterozigotas para la Anemia falciforme muestran una resistencia significativa a los síntomas de la malaria. Por esa razón en zonas endemicas de malaria las personas tienen mas incidencia de tener un gen “defectuoso” (HS).
Aunque esto es un hecho bien documentado, la relación bioquímica entre estas dos enfermedades sigue siendo un misterio.
Un grupo portugués, liderado por Miguel P Soares ha publicado en Cell una posible explicación. Según su estudio, las personas con anemia falciforme tienen inducida la expresion de una enzima, la hemo oxigenasa 1 (HO-1). Un subproducto de su actividad enzimática es el monoxido de carbono (CO), esta molécula protege contra el daño oxidativo causado por la malaria y previene respuestas patológicas del sistema inmune.
El avance en estos mecanismos bioquímicos e inmunológicos podría abrir el camino a nuevas terapias contra la malaria.
Anuncios
Esta entrada fue publicada en Es noticia. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s