División celular y proliferación

Una importante propiedad de las células de nuestro organismo es la capacidad de proliferación, esto es, una célula inicial  se divide para formar dos células hijas. Es un mecanismo altamente controlado, puesto que su desregulación puede causar graves trastornos o enfermedades tales como el cáncer.

Al contrario de lo que la gente asume, las células de nuestro organismo raramente se dividen (aunque hay excepciones como las células sanguíneas, las del epitelio intestinal, y algunas otras que constantemente están proliferando). Digamos que por defecto una célula

ciclo celular

no se dividirá, a no ser que factores externos (factores de crecimiento) le “comuniquen” que debe hacerlo. En éste momento se iniciara una serie de reacciones, en el interior de la célula, en las cuales intervendrán una multitud de moléculas y que para facilitar su estudio, se han dividido en las llamadas etapas del ciclo celular: G1, S, G2 y M. En la primera fase, G1, la célula se dedicará a captar nutrientes y crecer; es una etapa de biosíntesis de macromoléculas. Cuando la célula detecta que ya tiene un tamaño adecuado, comenzará la fase S (síntesis), en ella se producirá la replicación o síntesis del ADN. Una vez que la célula detecte que el material genético se ha duplicado de forma correcta, entrará en fase G2, donde seguirá sintetizando mas macromoléculas como proteínas y ARN. Ahora la célula ya esta lista para entrar en fase M y dividirse.

Existen dos formas de división, la Mitosis y la Meiosis. Su principal diferencia radica en la cantidad final de ADN que poseerán. Todas nuestras células eligen la Mitosis para dividirse, excepto las células germinales (darán lugar a  los espermatozoides o al óvulo) que elegirán la Meiosis.

mitosis Vs meiosis

Éste conjunto ordenado de sucesos que conducen el crecimiento de una célula y a su posterior división en dos células hijas se le ha denominado: Ciclo celular. En él, la regulación debe de ser máxima y de hecho hay numerosas proteínas que se encargan de velar por la seguridad de este proceso, chequeando constantemente el estado de la célula. Si en algún momento se detectase que algo no va bien, inmediatamente se daría la orden de parar la división, e incluso de activar la apoptosis (muerte celular programada).

célula cancerosa

Toda esta vasta maquinaria de control, está encaminada a detener un proceso de proliferación incontrolado, a cuya enfermedad nosotros denominamos cáncer. Una célula tumoral no es ni mas ni menos, que una célula que se divide de forma incontrolada, algo anárquico, dentro de un organismo en el cual, todo esta finamente controlado.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Monográficos y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a División celular y proliferación

  1. Pingback: Nuevas terapias antitumorales “made in Spain” | El Gen Sencillo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s